Se parte del gang: recibe emails de novedades, recetas y chismorreo


No sé por qué, pero me mola Cantoná

Ce que je sais de la morale, c'est au football que je le dois."
Albert Camus

A mí lo del fútbol, pues lo justito, que digo yo que habrá que disfrutar con todo, pero el enganche de momento no me ha funcionado (solo con el mundial, eh!!!!!) , sin embargo a raíz de la película de Ken Loach Buscando a Erik empecé a seguir la historia del Sr. Cantoná.

Me pareció divertida la propuesta de hace año y pico de insumisión bancaria aunque sólo fuera como elemento de reflexión, y me gusta lo que propone ahora, intentar centrar en las elecciones francesas el debate en el derecho fundamental a la vivienda. Es verdad, tener un hogar digno desencadena el despliegue del resto de derechos que los gobiernos deben considerar como el principal objetivo de sus cuitas, y capacitan a los ciudadanos para poder luchar por sí mismos.

Es verdad también que, si nos damos a la dispersión de objetivos, provocamos que en la imprecisión y en el canturreo de diez mil retahílas no sean vean claros los objetivos, "uno se puede comprometer con numerosas causas, todas importantes, pero no se puede hacer todo. Si he optado por la vivienda es porque me parece esencial y afecta a diez millones de personas", explicó Cantoná en una entrevista publicada por Libération. "La vivienda es crucial, es la base de la estabilidad familiar. Me parece inaceptable que haya gente hoy que tiene que hacer enormes sacrificios con la educación de sus hijos, a veces incluso con su salud, para tener un alojamiento".

Ultimamente he recibido varios correos electrónicos que promueven todo tipo de reformas políticas, del Congreso, del Senado, todas centrando en ellos tanta ira y tan justificada indignación, pidiendo -entre otras cosas- que los diputados cobren solo durante el tiempo de su mandato, y que terminado su cometido se vuelvan a casa y se busquen un curro.

Y yo no estoy de acuerdo. Uno de los principales males que tiene la justicia española es la selección económica de aquél que estudia judicaturas, con una media de 5 años para aprobar la oposición más otros cinco años de estudio de la carrera, los más favorecidos económicamente son aquellos que gozan de más oportunidades, el que necesita un sustento económico se ve naturalmente apartado de la oposición. ¿Qué tenemos al final? Lo que ya sabemos: jueces de un claro estrato social.

¿Queremos eso para nuestros diputados?, ¿queremos políticos elegidos solo entre los que puedan permitirse el lujo de dejar sus boyantes negocios apartados durante unos años, olvidándose de sus intereses y del cuidado de sus negocios?, ¿queremos que nuestros diputados, mientras se encuentran en el legítimo cumplimiento de un mandato constitucional, busquen con que ganarse las habichuelas una vez terminada su legislatura?

Mi opinión es que no... Frente a los que legítimamente protestan contra estos políticos –y que tienen toda mi simpatía- propongo políticos cuya presencia no dependa de sus bienes, que puedan hacer política sin depender de nadie, sin tener que pensar en ellos sino en nosotros... Más política... y menos realidad social –que ya sabemos quién manda ahí-. Y además... ¿quién tiene tanto interés en que odiemos tanto a nuestros políticos? ¿tal vez quien quiere hacer desaparecer la política, la democracia, para dejarnos solos –más solos de lo que ya estamos- ante el poder material, eso que ahora llaman los mercados?

No es ningún desdoro cobrar por hacer un servicio público, ser independiente económicamente para centrarse en el interés general. Lo prefiero a ver como se llenan los sillones de consejos de administración de importantes empresas nacionales e internacionales de ex presidentes, de ex ministros, en definitiva de ex políticos que tienen que ver pagados los servicios prestados: Inside Job.

Quiero que, como dice Cantoná, nos centremos en un objetivo, que no nos aparten de él las diez mil sugerencias y propuestas que perturban la demanda social, que cada uno tendrá la suya pero que no podemos movernos al pairo de los intereses de los de siempre. No debemos olvidar que lo que está hundiendo la economía mundial es la preeminencia en la esfera política de los acreedores, dispuestos a que se hunda el mundo antes de aceptar una décima de inflación que devalúe sus deudas y les impida especular.

Hagamos las cuentas, cuál es la deuda pública y cuál la privada... Como se ha ido traspasando una a otra, como encima se atreven a decirnos que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades y ahora tienen que recortar nuestros servicios básicos... miren las retribuciones de los Consejos de Administración, eso sí que no nos lo podemos permitir: mal que bien, a los políticos aún los podemos controlar algo, estos cobran de nuestras economías, a veces de nuestros impuestos... y contra estos nadie se atreve a mandar un mal hoax en Internet.

Y qué decir de los medios de comunicación que hay que privatizar para ahorrar... para que sean los anunciantes –las grandes empresas- las que decidan qué es noticia o no...

En fin, propongamos reformas y apoyemos las que otros proponen. Nunca como ahora el apoyo silencioso ha pesado tanto. Enhorabuena, Sr. Cantona... Tiene Vd. todo mi apoyo. La vivienda es un derecho material tan importante como la salud o la educación... En España casi seiscientas mil personas habrán perdido sus casas por desahucios antes de dos años. Niños, familias, sueños... derechos a vivir por encima de los balances de un banco.

¿qué podemos hacer? De momento repetirlo aquí.

Y sí quiere el Sr. Cantoná pasarse por mi humilde casa le ofrecería una copita de licor café, de ese bueno, embotellado sin etiqueta en el pueblo de la familia de Pablo, Los Peares, un pueblo en medio de los cañones del Sil, del Miño y del Bubal, en la Riveira Sacra, mitad de Lugo y mitad de Orense y lo acompañaría, como hacen allí, con un trozo de Bica, un bizcocho con sabor a siglos.

Es una receta antigua, artesana y laboriosa. Fácil pero entrenida. Del tiempo de cuando a la gente le faltaban muchas cosas, pero siempre tenían eso: tiempo, tiempo y el orgullo de algunos que hizo este mundo un poco mejor.

BICA DOS PEARES

Ingredientes

Para el pié de masa:
200 gramos de harina de fuerza,
leche templada (la que admita la masa, más o menos un vaso),
25 gramos de levadura fresca.

Para el bizcocho:
El pié de masa que habrá reposado como unas 4 horas,
200 gramos de harina,
500 gramos de mantequilla imprescindible que sea de la buenabuena,
350 gramos de azúcar,
4 huevos, también de los buenos, buenos.

Procedimiento:

La noche anterior debemos clarificar la mantequilla, se trata de quitar el agua y las proteínas, de manera que echamos en un cazo al fuego unos 500 gramos de mantequilla, llevamos a ebullición, una vez llegado a este punto bajamos la temperatura y cociendo a temperatura media quitamos todas las impurezas, la espuma que empiece a salir, retiramos del fuego y dejamos reposar hasta el día siguiente.

Al día siguiente, en la parte baja del cazo aparecerá un líquido blanquecino (el suero) retirar y así nos quedamos solo, solo con la grasa.

Temprano, hacemos el pié de masa o masa madre, hacemos un volcán con la harina, en el centro la levadura y echando la leche templada deshacemos la levadura e incorporamos a la harina, poco a poco de forma envolvente hasta formar la masa, dejar reposar tapada con un paño unas 4 horas.

Pasado este tiempo, cogemos la mantequilla y empezamos a batirla muy enérgicamente (para la preparación de esta masa es importante tener la ayuda de alguna amasadora o varillas eléctricas, ya no tenemos los brazos del s. XX), una vez tenga aspecto cremoso, echar el azúcar y otra vez conseguir ese aspecto cremoso.

Precalentar el horno a 180 grados.

Cuando tengamos ese aspecto, incorporamos la masa madre, poco a poco a muy baja velocidad de manera que la grasa penetre poco a poco, hasta obtener una masa homogénea, ahora echaremos los huevos, uno a uno, esperando a que el anterior se haya mezclado completamente, finalmente la harina.

Es una masa muy espesa, preciosa, echar sobre un molde (tradicionalmente era cuadrado o rectangular), yo utilizo uno de 30x30, en el que pongo papel de horno. Espolvorear groseramente con azúcar.

Meter al horno unos 40 minutos. Mejor de un día para otro.

¡Feliz Año Nuevo!

Comentarios

19/12/2012 1:15:00

¡Hay 35000 manifestantes! ...y eso por que los financian Castro y Chavez!

Cifuentes

08/02/2012 16:25:44

Por favor, Vania, inténtalo está buenísima. Para comer con cualquier vino dulce, un oporto...

Gloria

08/02/2012 15:01:42

Esta receta es muy interesante. Nunca he hecho un pastel de levadura. Cuando tengo la oportunidad voy a probar esto.

Vania

19/01/2012 10:47:41

¡Sí! ¡Yo también quiero las recetas DUKAN de la bica y el licor café!

Pablo

18/01/2012 14:06:04

Gloria, feliz año y qué rico todo¡¡¡¡ Pero es que con lo gorda que me he puesto.... Ya estoy harta de que me pregunten si estoy embarazada, y lo peor, que me dejen el sitio en el metro... ¡menos mal, que gracia a ESperrancia trabajo al lado de casa¡¡¡ RECETAS PARA ADELGAZAR YA¡¡¡

Silvia

15/01/2012 16:22:32

Occupy Peares!

Cripke

15/01/2012 15:00:46

¡Los playmobils son míos y me gustan mucho!

Antonio

¿Qué opinas?

Nombre:
Email:
Comentario:



Dibuja la forma debajo (pa´ evitar spam):

Más blog

Podemos. Vota!

Cocinando encuestas

Manitas de cordero y Freud

Krantz de chocolate del sr. Ottolenghi

Vestiduras

Para ti

Arroz con Carabineros

Pastel Vasco

Beatus Ille

Macarrones Cardenal y el Telediario

Del pretendido cierre del Colegio San Ildefonso

Provoleta de Verduras

Judias Blancas con Oreja

Archifamoso Bizcocho de Yogur

Guiso para corruptos

Te deum gracias

Dumas y la cocina de pueblo

A nuestro querido Martin

Reflexiones prenavidenas y pollo Kiev para mi amor

Amor y rabo de toro

Una tarta Bakewell para el G20

May the Google Translator be with us!

Hay que ver la mala cara...

Viva el Tomate

Cantabria o El elogio del bocadillo

Mezzogiorno: mare, amor y grano duro

Plutarco y la tarta de queso

Dedicado

Merluza al estilo de Cipri

Cerezas en el Jerte